8.3.07

Escaleras sombrías

Las escaleras están en la penumbra que provoca la escasa iluminación de los candelabros del recibidor. Nadie parece estar hablando en el piso superior o las voces no llegan hasta la cocina. En las ventanas junto a la entrada se distinguen unos destellos rojizos intermitentes. La luz de la luna revela junto a las puertas del vestíbulo la misma neblina de la cocina.

La carne deja un desagradable regusto a cenizas en el paladar, a pesar de estar casi cruda su textura es áspera y seca. Fuera, en el jardín, una sombra parece moverse furtivamente hacia la casa. Las ramas de los sauces más cercanos están cubierdas de diminutos diamantes bajo el brillo de la luna y entre estos destaca fugaz el reflejo de rubies etereos.

2 comentarios:

rincewind dijo...

tadeus se esfuerza en reconocer la figura a traves de la ventana -¿mas invitados?- dice.. ¿el jardinero tal vez?.. pero el ambiente empieza a hacer brecha en el , asi que busca su derringer en el forro de su sombreo cuando su acompañanate no esta mirando y comprueba que este lista para usarse..

-bien , vamos a hecharle un ojo de ceca a este visitante- dice y se hacerca a la puerta a la principarla dispuesto a abrirla, con la derringer a su espalda.

L Gato dijo...

Anne Marie mira a Tadeus con curiosidad, y saca de entre sus enaguas un delicado florete español.

-¿Esperáis violencia...?

Al pasar junto a un soporte toma un candelabro.

"Con algunas cosas, más vale fuego que acero... Aunque sea acero encantado del asesino español más famoso en el mundo sobrenatural".